¡Dale campeón!

Goes vapuleó a Urunday Universitario en cifras de 111 a 78, consiguió el torneo Clausura y volverá a disputar una copa internacional después de muchos años de espera. Momento soñado por todos aquellos que han sabido sufrir tanto por este hermoso club y que hoy festejan a rabiar.


Brian García jugó el partido de su vida y fue el abanderado de un equipo que disfruta jugando al básquetbol.

La Plaza de las Misiones llena, un equipo que aplastó al, hasta anoche, líder del Clausura y una noche inolvidable para todo el pueblo misionero. Goes se consagró campeón por primera vez del torneo Clausura y consiguió una también histórica clasificación a la Liga Sudamericana de
Básquetbol.

La llegada de Gustavo Reig a la conducción técnica del equipo - junto al cambio de extranjeros sobre el final del torneo Apertura y comienzo del Clausura - fueron las primeras decisiones que explican este final. Se bancó el mal momento, se respaldó la decisión del nuevo entrenador de cambiar la estrategia y eso terminó desencadenando un efecto positivo en todo el plantel. Sin ir más lejos, hoy Brian García y Alejandro Acosta viven sus mejores momentos desde que
llegaron al club y fueron figuras descollantes en la obtención del segundo torneo de la temporada. Goes es un equipo alegre. Defiende con una intensidad que contagia y corre la cancha cada vez que puede, arriesgando lo necesario con el objetivo de romper psicológicamente a su rival de turno. De esta manera se consiguieron victorias claves frente a grandes rivales como Hebraica, Defensor Sporting o el propio Urunday Universitario, que fue líder del Clausura hasta el partido de anoche. Ni que hablar del clásico, quizás donde todo esto empezó, donde los jugadores y la hinchada se lo empezaron a creer.

Anoche el misionero le pasó por arriba a Urunday a base de defensa y de correr la cancha. Ni que hablar de los triples de Brian García (9/12 en tiros de tres, récord personal en anotación con 38 unidades) y tremendos minutos de Alejandro Acosta sobre el cierre del tercer período, cuando Goes rompió el partido y se fue por 30 puntos. Los extranjeros hicieron un trabajo sobresaliente protegiendo el aro (Rick Jackson aportó 6 tapas en ese rubro) y nuevamente llegaron a dobles dígitos en anotación, al igual que el capitán Sebastián Vázquez y el propio Alejandro Acosta (12 y 17 puntos respectivamente y 12 y 23 puntos para Jackson y Alexander).

El momento del partido llegó tras la vuelta del descanso. Antes, los de Reig venían llevando el partido con comodidad pero sin poder romperlo ni alcanzar los 13 puntos de distancia que necesitaba para consagrarse campeón. La figura de Brian García, que venía siendo decisivo en el primer tiempo, se terminó de agigantar y cargó con el momento locatario, que veía como se iba primero a 20, luego a 25 y finalmente a 30 para cerrar el cuarto, el partido y abrochar el campeonato.

El pueblo misionero deliraba y no era para menos. Goes dejaba el sufrimiento de tantos años atrás (y, sin ir más lejos, hace apenas un par de meses) por abrazos y gritos de alegría para reconocer a un equipo que vive un gran presente de cara a la Liguilla y la disputa de los Playoffs por conseguir la Liga Uruguaya de b}básquetbol. Hace unos años el objetivo era mantener la categoría, hoy el objetivo es quedar bien arriba en la fase final, pasando por este histórico acontecimiento.

Este es el reconocimiento a todos aquellos hinchas que hoy vimos a Goes campeón por primera vez y también a los más veteranos que nos han sabido contar las ganadas por tantos años. Ni que hablar de los jugadores, comprometidos siempre con este club y con estos colores. A la dirigencia, que apostó por un hombre de la casa en un momento complicado y por todo el trabajo para poner un equipo competitivo en cancha. Finalmente, el reconocimiento para el ideólogo y gran responsable de este título, nuestro querido Gustavo “Colo” Reig. ¡Salud campeón! Y lo mejor para esta fase final. Ahí estaremos los de siempre, solo que más felices.

Link a las estadísticas: http://www.fibalivestats.com/u/FUBB/694390/pbp.html